Adapta tu cultivo agrícola a la nueva normativa ecológica

Europa y España buscan reducir el impacto medioambiental de la actividad humana sobre nuestro entorno natural. Cada año se desarrollan nuevas leyes que establecen los criterios de uso de productos potencialmente contaminantes, como los residuos, los plásticos o los combustibles fósiles. Y eso implica, en gran medida, regular el modo en el que se gestionan los terrenos agrícolas y ganaderos.

Aumento de emisiones en los ultimos años

Solo en España, el sector agrícola representa el 15% del total de las emisiones de CO2, solo por detrás de transportes, industria y compañías eléctricas. Y es el tercero que más ha aumentado sus emisiones en los últimos 30 años, después de transportes y consumo doméstico. Son cifras relevantes de contaminación que, sin duda, todas las administraciones se afanan por atajar.

El Ministerio de Transición Ecológica ya está trabajando en una Ley de Residuos cuya medida principal se refiere a la limitación y gestión de envases de plástico no reutilizables. Aunque los principales agentes del sector agrario también pretenden incluir, en la Ley, la regulación de otro tipo de residuos, como las trampas para insectos, las aguas y suelos contaminados, los EPIs, los productos caducados o el material de trabajo estropeado.

banner contaminacion_marina

Es posible que cada tipo de residuo necesita un modelo de gestión diferente

Pero lo que sí es seguro, es que a partir de ahora va a ser indispensable separar bien los diferentes tipos de residuo, para su correcta recogida y procesamiento por parte de las empresas especializadas. Por eso, desde Conterol recomendamos disponer de contenedores de diferentes colores para la recogida selectiva de los distintos tipos de residuo sólido.

Otra pata importante de la contaminación del sector agrícola es la contaminación del suelo y, por tanto, de los pozos de agua dulce. Son muchos los lugares rurales donde el agua del grifo no se recomienda ni para beber ni para cocinar, por la alta concentración de nitratos presente en las reservas de agua dulce, debido al impacto de la ganadería.

Para la recogida y almacenaje de estas filtraciones, ya sean purines o efluentes de granjas, se recomienda el uso cisternas. Y en Conterol, concretamente, disponemos de cisternas flexibles, fáciles de instalar, económicas y que no necesitan mantenimiento, especialmente fabricadas para almacenar herméticamente este tipo de residuo.

Sostenibilidad del sector agrario

Pero, sin duda, el primer paso para la sostenibilidad del sector agrario es reducir el consumo. Y para ello es imprescindible minimizar las pérdidas materiales y obtener agua y electricidad por medios naturales.

Para todo ello, Conterol dispone de una amplia gama de productos que permiten recoger aguas pluviales, almacenarlas y gestionarlas para el regadío solar o directo. Y que, por supuesto, pueden utilizarse para otro tipo de productos como el abono líquido.

También disponemos de túneles y cortinas corta-viento que protegen a animales, paja, maquinaria y material de trabajo, evitan pérdidas y conservan el buen estado de los productos almacenados. Para productos más delicados, contamos con armarios de seguridad, envases, contenedores y cajas, tanto metálicos como de fibra de vidrio o polietileno. Y, por supuesto, disponemos de surtidores móviles de gasoil, de gran precisión y hermetismo, para poder almacenar combustible y autoabastecerse en el propio terreno, reduciendo los desplazamientos.

Pero, sobre todo, recuerda que en Conterol te asesoramos en prevención de contaminación, soluciones sostenibles para la agricultura y la ganadería, y la gestión de residuos. Además, desde el departamento de energía de KEPLER INGENIERIA Y ECOGESTIÓN procesamos sustratos complejos y los convertimos en materia reutilizable, para desarrollar esa economía circular que todas las administraciones buscan implantar en su entornos agrícolas.



Comentarios